domingo, 24 de junio de 2007

Las benditas ánimas del Purgatorio



Las Benditas Animas del Purgatorio es una de las iconografías más populares del arte colonial venezolano. Prácticamente son pocas las iglesias locales que no exhibían un retablo dedicado a esta creencia, cuyo origen se remonta al siglo XII. Según la doctrina católica el purgatorio es un lugar al cual van las almas de los que han muerto sin la pureza suficiente para entrar al paraíso celestial, pero que tampoco merecen la eternidad del castigo infernal. En el purgatorio las almas se purifican de sus pecados, mediante el fuego, pero a diferencia del infierno, disfrutan la vista de la gloria y poseen la esperanza de su pronta redención.

Esta doctrina se difundió a través de las imágenes: relieves, esculturas, pinturas y grabados representaron a las ánimas sumidas en el fuego purificador, pero con gestos tranquilos y devotos. Por lo general se hallan orantes y resignadas a su suerte, todas ellas ostentando los signos de su vida anterior. Así podemos reconocer a reyes portando su corona, obispos con mitras, frailes tonsurados, monjas, laicos y hasta algún que otro mestizo y esclavo, demostrando que la muerte es para todos.

Ante la duda sobre el espacio físico que ocupaba el Purgatorio, los artistas tendieron a representarlo en un lugar subterráneo, cercano al infierno, pero con la posibilidad de visualizar la gloria celestial. Por ello las ánimas siempre aparecen representadas en la parte inferior de la composición, mientras en el espacio superior se despliega una visión celestial, en donde la Santísima Trinidad, la Virgen María, algunos santos y ángeles las consuelan con su presencia.
Precisamente una figura constante en nuestras imágenes del Purgatorio es la Virgen del Carmen. Era una creencia arraigada entre la población que la patrona de la orden carmelita liberaba del purgatorio cada sábado a las ánimas que en vida fueron devotas al escapulario carmelita. Así la Virgen del Carmen se constituyó en una poderosa abogada que intercedía por las ánimas, obteniendo su pronta liberación.


Otros santos se constituyeron también en importantes protectores de las ánimas. En muchos cuadros podemos observar a San Francisco de Asís repartiendo su cordón con 3 nudos que simbolizan la obediencia, la pobreza y la castidad. También puede aparecer representado Santo Domingo de Guzmán distribuyendo rosarios entre las ánimas.

A su vez los ángeles se dedican a consolar a las almas y también reparten rosarios, escapularios y cordones. Una figura angelical que es bastante frecuente es san Miguel arcángel, a quien la tradición convirtió en juez, que mediante una balanza pesa a las almas o a sus acciones.
En la parte más elevada de la composición puede encontrarse a la Santísima Trinidad. Las tres divinas personas son en última instancia quienes tienen la potestad de liberar a las almas del fuego purificador.

Texto: Janeth Rodríguez

Fotografías:
Atribuido a Juan Pedro López, Las benditas ánimas del Purgatorio, 1772. Iglesia del Santísimo Cristo del Buen Viaje, Pampatar.

Anónimo, Las benditas ánimas del Purgatorio, siglo XVIII. Iglesia de Nuestra Señora del Rosario de Baruta. Foto de María Angélica García.

lunes, 18 de junio de 2007

III Encuentro de Doradores

Nos ha llegado información sobre el III Encuentro de Doradores a realizarse en Caracas entre el 21 al 23 de junio. Para los interesados publicamos la agenda del evento.

Jueves 21 de junio en el Museo Sacro de Caracas
09:00 am - Registro de los participantes
09:30 am - Palabras de apertura por parte de las autoridades del Museo Sacro de Caracas y A.C.Venezuela en Dorado
09:45 am - Presentación A.C. Venezuela en Dorado
10:45 am - Ponencia: La contemporaneidad del Hojillado en oro y plata. Belén Girard, Artista Plástico
11:45 am - Sesión de Preguntas y respuestas
Tarde
1:45 pm - Visita Guiada Capilla de Santa Rosa, Museo Caracas
2:30 pm - Traslado al Salón Allende M.P.P.R.E.
3:00 pm - Recuperación del dorado en los Retablos de las Iglesias El Recreo y Campo Alegre.
A.C. Venezuela en Dorado
3:45 pm - Sesión de Preguntas y respuestas

Viernes 22 de junio en el Museo de Arte Colonial Quinta de Anauco
9:00 am - Bienvenida Museo de Arte Colonial Quinta de Anauco
9:15am - Ponecia: Estudio de policromías en soportes lígneos de siglo XVIII en Coro. Josennya Noroño (Restauradora, Coro, Edo. Falcón)
10:15am - Sesión de Preguntas y Respuestas
10:45 am - Otras Opciones para Dorado (con Hojilla), Margarita Lamanna, Iconógrafa y Gladys Kerch de Valero, Doradora

Tarde
2:00 pm - Visita Guiada Museo de Arte Colonial Quinta de Anauco
2:45 pm - Ponencia: Mobiliario y decoración artística sacra en el siglo XXI, Juan José Romero, Arquitectura Sacra (La Azulita, Edo. Mérida)
3:30 pm - Sesión de Preguntas y respuestas

Sábado 23 de junio en el Museo Sacro de Caracas
9:00 am - Clausura del Encuentro
9:15 am - Semblanza de Juan Pedro López: Danaee Alvarado, Docente
Conclusiones del Encuentro

viernes, 15 de junio de 2007

Simposio Arte Quiteño más allá de Quito

El simposio ARTE QUITEÑO MÁS ALLÁ DE QUITO, convocado por el FONSAL, es una cita de académicos especializados, ecuatorianos y extranjeros, con el propósito de tratar diversos aspectos acerca del traslado del arte quiteño fuera del perímetro de la Audiencia de Quito. El análisis de estos temas resulta sumamente novedoso, dada la carencia de estudios que aborden la comercialización y circulación de piezas quiteñas en otros contextos de la región americana y en España. Por lo tanto, se dirige no solo a especialistas, sino al público general. Durará cinco días, del lunes 13 al viernes 17 de agosto de 2007, con la presentación de cuatro conferencias diarias. Los estudiosos invitados al evento y los temas que tratarán, son los siguientes:

ALEXANDRA KENNEDY TROYA, Universidad de Cuenca, Cuenca, Ecuador. Conferencia magistral: Arte y artistas quiteños de exportación. Contextualización de una problemática.

MARTA FAJARDO DE RUEDA, Universidad Nacional de Colombia, Bogotá. El arte de la platería quiteña en la Nueva Granada. Aproximación a su estudio en Popayán y Santafé.

FERNANDO GUZMÁN SCHIAPPACASSE, Universidad Adolfo Ibáñez, Santiago, Chile. Análisis iconográfico de la serie de Santa Rosa, obra de Laureano Dávila.

RICARDO MORALES GAMARRA, Universidad Nacionalde Trujillo, Trujillo, Perú. Arte Quiteño en el Monasterio del Carmen y otras iglesias de la Intendencia de Trujillo, Perú.

DARKO SUSTERSIC, Universidad de Buenos Aires, Buenos Aires, Argentina. Arte quiteño en Argentina.

SUZANNE STRATTON-PRUITT, Historiadora del Arte, Nueva York, Estados Unidos de Norteamérica. Pinturas virreinales de Sudamérica en colecciones norteamericanas.

MARÍA DEL PILAR LÓPEZ PÉREZ, Universidad Nacional de Colombia, Bogotá. Quito, entre lo prehispánico y lo colonial. El arte del barniz de Pasto.

OLAYA SANFUENTES ROMÁN, Pontificia Universidad Católica de Chile, Santiago, Chile. Propuesta para una interpretaciónde la colección de niños de fanal en el Museo de la Merced de Santiago de Chile.

JAIME MARIAZZA, Historiador del Arte, Lima, Perú. Arte quiteño en las colecciones de Lima.

JESÚS PANIAGUA PÉREZ, Universidad de León, León, España. Arte Quiteño en Provincias de España.

CARMEN FERNÁNDEZ-SALVADOR, Universidad San Francisco de Quito, Quito, Ecuador. La obra de Miguel de Santiago en Quito y Bogotá: las imágenes y el arte de la memoria.

GUSTAVO VIVES MEJÍA, Investigador del patrimonio cultural, Gobernación de Antioquia, Medellín, Colombia. Series iconográficas quiteñas en Antioquia.

PEDRO QUEREJAZU LEYTON, Museo Nacional de Arte, La Paz, Bolivia. El arte Quiteño en la Audiencia de Charcas.

GLORIA CORTÉS ALIAGA, Universidad Adolfo Ibáñez, Santiago, Chile y FRANCISCA DEL VALLE TABATT, Dirección de Bibliotecas, Archivos y Museos de Chile, Santiago. Circulación y transferencia de la imagen: pintura ecuatoriana en Chile en el siglo XIX.

ADRIANA PACHECO BUSTILLOS, Pontificia Universidad Católica del Ecuador, Quito, Ecuador. El locus orandi carmelita: imaginería quiteña en el Carmelo de Santa Fe de Bogotá.

RODOLFO VALLÍN MAGAÑA, Restaurador privado, Bogotá, Colombia. Arte quiteño y su puesta en valor en las ciudades de Popayán y Santa Fe de Antioquia.

JANETH RODRÍGUEZ NÓBREGA, Universidad Central de Venezuela, Caracas, Venezuela. Arte Quiteño en Venezuela.

MARÍA ISABEL GONZÁLEZ, restauradora particular, Bogotá, Colombia. Arte quiteño en Colombia, influencia o presencia.

PATRICIO GUERRA ACHIG, Municipio del Distrito Metropolitano de Quito, Ecuador. Un cuadro quiteño en la corte del Rey de España: los tres mulatos de Sánchez Gallque.

LAURA VARGAS MURCIA, Universidad Nacional de Colombia, Bogotá, Colombia. Cajones quiteños de imágenes religiosas en Colombia.

ÁNGEL JUSTO ESTEBARANZ, Universidad de Sevilla, Sevilla, España. El arte quiteño en España.

Mas información en: http://www.wakaniexpediciones.com/arte_quiteno.html

jueves, 14 de junio de 2007

Museo Diocesano de Coro Lucas Guillermo Castillo

El Museo Diocesano de Coro Lucas Guillermo Castillo está ubicado en el centro histórico de la capital del estado Falcón. La institución se creó por iniciativa de Monseñor Francisco Iturriza Guillén en 1946. Las piezas que conforman su colección fueron recolectadas por este insigne prelado durante su obispado, rescatándolas del olvido y la destrucción. Su interés por el arte colonial logró estimular algunas donaciones de particulares que incrementaron la colección del museo.
El edificio fue la sede del antiguo convento franciscano de Nuestra Señora de la Salceda (1619), por ello contiguo al museo se halla la iglesia de San Francisco. Aunque ambos edificios han sido modificados y restaurados, aún se puede sentir cierto sabor colonial. En la iglesia recomendamos observar el hermoso artesonado colonial (reproducido aquí) que se encuentra en el altar del Santísimo Sacramento, y la vista a una parte de las criptas.


Por su parte, la rica colección del museo le permite al visitante conocer la producción artística local y pasearse por algunas obras atribuidas a diversos artistas caraqueños como Juan Pedro López, Diego de Landaeta o Juan Antonio Peñaloza. También posee algunas obras españolas, italianas, quiteñas y novohispanas, que evidencia el importante comercio que nuestro territorio tenía con esas regiones. Además custodia piezas de orfebrería, ebanistería, cristalería, muestras arqueológicas y objetos de uso litúrgico, entre otros.

Gracias a la colaboración de la dirección del museo podemos ofrecer a nuestros lectores algunas fotografías de las piezas conservadas, con la intención de que sirvan de invitación a recorrer sus instalaciones en la calle Zamora. Así en la parte superior podemos observar un hermoso lienzo que representa a San José y el Niño, atribuido al Taller de los Landaeta; mientras bajo estas líneas presentamos una talla anónima (posible manufactura local) en cedro policromado y estofado con la imagen de San Domingo de Guzmán.
Textos y fotografías: Janeth Rodríguez

martes, 12 de junio de 2007

Nueva investigación en curso

Nos complace anunciar que el día de hoy fue aprobado el proyecto de tesis de la bachiller Patricia Vitale, titulado: "La imagen de Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá en la Provincia de Mérida: estudio iconográfico e iconológico".

En esta investigación la estudiante analizará: ¿cómo se difundió la imagen de la Virgen de Chiquinquirá en el territorio venezolano? y ¿cuál fue la importancia del culto a Nuestra Señora de Chiquinquirá, también conocida como La Chinita, durante la época colonial? Para ello la investigadora estudiará las imágenes de esta importante advocación mariana que se conservan en el territorio que conformaba la antigua provincia de Mérida durante el período colonial, haciendo especial énfasis entre 1749 (posible fecha de la aparición) y 1821, fecha a partir de la cual esta provincia se une al proceso de independencia.

Agradecemos a nuestros asiduos lectores cualquier información que nos puedan suministrar sobre la existencia de imágenes de la Virgen de Chiquinquirá que se encuentren en los estados de Mérida, Táchira, Barinas, Apure y Zulia. Al igual que también nos interesa conocer otras imágenes de esta advocación que se hallen en nuestro país.


Anónimo del siglo XVIII. Museo Diocesano de Coro Lucas Guillermo Castillo.

Texto y fotografía: Janeth Rodríguez

viernes, 1 de junio de 2007

Pieza del mes: Niño Jesús de las Carmelitas

Esta talla que representa al Niño Jesús, de 36.5 cm de altura, pertenece a la actual comunidad de carmelitas descalzas de Caracas, y aunque las hermanas del convento carecen de documentación que respalde sus orígenes, las mismas afirman que la pequeña imagen, celosamente custodiada a través de todos estos años, procede del antiguo convento caraqueño de Santa Teresa de Jesús, clausurado en 1874.



La iconografía del Niño Jesús, desligada de cualquier contexto histórico, aparece en Italia en el siglo XIV y las alegorías del mismo, existentes en España desde el siglo XVI, se hicieron frecuentes en el arte de la contrarreforma, que buscó a través de esta representación exaltar sentimientos de piedad y dulzura entre el vulgo. Por ello no es extraña la presencia de esta imagen en los conventos femeninos, a la que las monjas transferían un sublimado amor maternal.


Esta pequeña talla de madera policromada es una figura desnuda, que podía ser vestida con distintos atavíos, dependiendo de la ocasión; por lo que probablemente el Niño haya contado con un hábito carmelita entre sus ropajes, ya que se acostumbraba en los monasterios femeninos vestir al infante con el traje de la orden. El Niño Jesús es representado en actitud bendiciente, lo que sumado a su desnudez, lo acerca a la alegoría del Salvador del Mundo, una de las más populares representaciones del Niño.


La figura se encuentra de pie sobre una base de madera, cuya parte superior tallada y dorada reproduce una suerte de cojín rojo, también de madera policromada. El brazo izquierdo aparece levantado y la postura de la mano indica que la misma sostuvo un objeto, probablemente una cruz o un escapulario, perdidos en la actualidad. Los pies de la figura están protegidos por unas pequeñas sandalias, calzado de rigor en la orden carmelita.


El rostro, de gran dulzura, es bastante redondo, de mejillas protuberantes y frente ancha. Los labios esbozan una levísima sonrisa. Los ojos de vidrio, grandes, rasgados y de dulce expresión dirigen la mirada al espectador. La cabellera, al igual que las cejas, está pintada de un intenso color amarillo que se acerca al dorado, presentando suaves ondulaciones.

Textos y Foto: Vanessa Balsells Delgado
Edición: Janeth Rodríguez

Fuente: Vanessa Balsells Delgado, Aproximación histórica al patrimonio pictórico y escultórico del convento de Santa Teresa de Jesús de carmelitas descalzas de Caracas (1725-1874). Caracas, UCV, FHE, Escuela de Artes, 2003. (Tesis inédita)